Esquinita MGM: Un frío análisis con llanto azul

altComparto como Esquinita invitada y con autorización de su autor, el correo que me enviara, a modo de desahogo, el experimentado fanático azul, Lic. William A. Medina Garnes


 

 

  

Distinguido ing. Gil Mejía:

 

Saludos!!! Soy un viejo liceista de larga data, quizás 3 o 4 años menor que usted, pero que asistí a ver juegos del Glorioso siendo niño, en el segundo lustro de la década de 1950, de la mano de mi padre y con una camiseta del Licey que siempre me dejaban los reyes magos con el número 5 de Alonzo Perry en la espalda. Eran los tiempos en los que, cuando perdíamos me echaba a llorar y no podía comer de la tristeza.

 

Hace muchos, pero muchísimos años que, sin conocernos, he advertido su presencia fiel en su palco A abonado detrás de la cueva azul; he visto también su trayectoria profesional como experto en informtica y una que otra vez le he seguido en programas de TV que ha participado. Este año incluso (no sé si lo recordará) le abordé en el play al final de un partido y fuimos caminando hacia la salida comentando incidencias del partido recién finalizado…..en fin, también leo sus atinadas *esquinitas* en la web azul. Por qué le hago este preámbulo? Simplemente porque como viejo liceista quería tener la oportunidad de escribirle y ofrecerle mis puntos de vista esta vez refiriéndome a nuestro descarte. Creo no estar equivocado al pensar que dedicará algunos minutos de su apreciado tiempo para leerme, pues sé que es una persona que ama la interactividad.

 

Cuando se dice que *la pelota es redonda y viene en caja cuadrada* se quiere significar que las sorpresas abundan y que no siempre gana el equipo mejor estructurado, o que luce mas fuerte en el papel. Este año no ocurrió así, pues el Licey fué descartado sencillamente porque era el peor equipo y todo sucedió al revés, sucedió mal o sencillamente NO SUCEDIO……Me explico:

 

  • Todos los equipos tradicionalmente empiezan la temporada con novatos de baja clasificación y los escasos estelares que juegan entran en Diciembre o para el inicio del “todos contra todos”; para esa época también entran las mejores contrataciones de importados (ya no son “refuerzos” como bien dice su hijo). El Licey de este año arrancó con un equipazo desde el primer dìa con J. Francisco en tercera, A. Hernàndez y unos importados que le daban en la madre a la bola, Sands, Head, Federovich, el primero de los Marrero,etc. De esos solo el otrora menor jugó todo el round robin, y Francisco salió de juego en el primer partido del RR y jamás regresó, en una acción que yo he bautizado como *la venganza de los aretes*.

 

  • Mire ud. qué fardo de incompetentes contratan entonces para las semifinales: J. Cabrera, H. Bocachica, E. Dukes, R. Cancel, P. Valdes, L, Matos!!!!!!!! Por Dios. No haré ningún comentario por respeto a la directiva pues ellos tambin deben estar sufriendo.

 

  • Al seleccionar de los dos descartados escogimos exactamente lo peor disponible. Por qué un relevista corto para un equipo que acusa una anemia ofensiva increible? Para que un stopper salve, es necesario hacer carreras y estar arriba en el inning 9……o no?

 

  • Hace muchos años que nuestro equipo es el que posee la mayor y mejor cantidad de bigleaguers, pero, ni aún cuando termina el plazo de la fatiga extrema que se han inventado los amos de nuestro beisbol, se acercan por las oficinas azules o muestran un interés genuino por jugar; este año solo Bonifacio lo hizo, aparte del burlesque que montó Ubaldo y los jueguitos que jugò Erick,  cumpleaños de por medio…..Donde están Aramis, Hanley, Carlos Peña, Santana, Vladimir, Mármol, etc? Los licestas soñamos con la resurección de MONCHIN PICHARDO, quien aparte de tener excelentes relaciones con casi todos los magnates del Big Show, lograba realizar unas contrataciones increíbles de buenos jugadores en pleno diciembre. Recuerdo una temporada que necesitábamos un tercera base y logró que los Medias Rojas de Boston  le mandaran a Butch Hobson un superprospecto que en esos momentos andaba de cacería. Ese tipo fué regular con Boston por varios años. Por qué las Águilas no tienen ese problema? Por que a ellos usualmente sí le juegan sus criollos estelares?

 

  • Hay que estructurar un equipo balanceado. Los contrarios descubrieron que los lanzadores zurdos maltrataban al Licey y eso fué un San Benito: difcilmente veamos un derecho y los *estrategas* azules jamás pusieron en los line-up iniciales a los dos jugadores que más calientes terminaron en la vuelta regular, los zurdos Beltré y Valdespín…… Ah, hay dos chicos que estuvieron mostrando un buen bate pero que necesitan mejorar su actitud hacia el trabajo que puede convertirlos en millonarios, Triunfel y Navarro. El problema es que los managers castigan las malacrianzas con sentar al jugador en la banca y el perjudicado es el equipo, verdad? Finalmente ing. Gil Mejia, perdone mi intervencin en su cotidianidad……es que lo elegí para compartir mis azules lágrimas y decirle que para mí por lo menos este año LA PELOTA ES REDONDA Y VIENE EN CAJA REDONDA.

 

Con Afecto, Lic. William A. Medina Garnes

Déjanos tu comentario