Problemas de visado afectó Equipo Nacional Dominicano en Can-Am Legue

José Canó junto a su hijo Robinson con  el equipo nacional de la República Dominicana.
QUEBEC CITY, Quebec (Licey.com),-El coach de pitcheo José Canó, del Equipo Nacional Dominicano, indicó que el mal desempeño del equipo en la Serie Internacional  de la Liga Can-Am se debió a que sus principales jugadores no pudieron viajar por problemas de visado.
La República Dominicana debió haber enviado una mejor formación en sus jugadores durante su estancia de 19 juegos en la Liga Can-Am. Pero la expedición de visados a varios jugadores de élite se hizo tarde, obligando a sus directivos a la  formación y a su vez a menos atletas fuertes, dijo el jueves José Canó.
“No es que las visas se les negara fue que no llegaron a tiempo”, dijo el instructor, a través de Eddie Lantigua,  jugador mocano firmado para los Dodgers en 1992 y con experiencia en esta liga desde 1995.
Para los dominicanos que están luchando terriblemente desde su llegada a Norte América, como lo indica su registro de 1-11, se las están arreglando para batear, sin embargo, antes del juego del jueves, tenían un promedio colectivo de 258.
Tres jugadores – Deivy Batista Edward Salcedo y Nelson Pérez – incluso tenían un promedio de más de .340 contra lanzadores contra la Liga Can-Am.
“Estos jugadores entonces no estaban listos. Ellos ni siquiera saben que representarían el país, que no sabían que iban a jugar tan rápido “, dijo Robinsón Canó el padre del jugador estrella de los Seattle Mariners y que fuera entrevistado por Jean-Nicolás del matutino El Sol.
“Desde un punto de vista muscular, nuestros lanzadores no estaban dispuestos a tirar tanto”, dijo Cano, quien dice ver una mejora desde el primer juego del equipo.
 El instructor de pitcheo no le teme a las consecuencias de la falta de entrenamientos  de sus brazos sobre un posible regreso al año. Varios jugadores del equipo están a la altura de  competir cara a cara con los jugadores de la Liga Can-Am y un equipo mucho mejor vendrá en 2018, predijo.
“Y cuando digo que pueden, créanme, esto significa que hay un gran equipo que va a venir”, dijo Lantigua, de 42 años, después de traducir las palabras de su compatriota.

 

 

 

 

Déjanos tu comentario