Joaquín, sin calentar mucho, resuelve a la hora buena

Por Alexandro Rodríguez Escarraman
Prensa@licey.com
SANTO DOMINGO (Licey.com).- Aunque no pudo hacer su calentamiento completo, Ulises Joaquín sí resolvió la situación a la que fue convocado.
Joaquín vino al rescate del cerrador Jairo Asencio y realizó los dos últimos outs en el triunfo de los Tigres del Licey con marcador de 5-3 sobre los Toros del Este en el partido celebrado el miércoles por la noche en el estadio Quisqueya Juan Marichal.
“Me preparé mentalmente. Cada vez que entro a lanzar hago unos 10 pitcheos de calentamiento. Esta vez solo puede hacer cinco ya que el árbitro me estaba apurando”, dijo Joaquín a Tommy Troncoso en la entrevista después del partido para LiceyTV.
Con corredores en segunda y tercera y un out, Joaquín tuvo que enfrentar a Jordany Valdespín y Yamaico Navarro, dos de los más productivos bateadores del equipo de La Romana.
“A Jordany intenté trabajarle afuera, pero el pitcheo se corrió un poco y pudo hacerle swing”, añadió el lanzador. El resultado fue un batazo peligroso de línea, pero que el inicialista Carlos Franco pudo atrapar dando un salto.
Frente a Navarro cayó por debajo en el conteo tras lanzarle un slider por lo que cambió y le trabajó con recta afuera para tratar de sacarlo de balance. El bateador, en conteo de 1-1, falló con un elevado de rutina al jardín derecho para terminar el partido.
“Es peligroso ya que me tocaron dos de los bateadores que están más calientes, pero sigo dando lo mejor de mí por mi equipo y haciendo lo que sé”, agregó Joaquín, quien estuvo haciendo las veces de cerrador en la Liga de Verano de México, pero que da mucho crédito a su accionar en la Liga del Cibao en Las Terrenas ya que estaba fuera del béisbol cuando lo llamaron a un mes para que acabara el torneo.

Déjanos tu comentario